Saltar al contenido

Oración a Juan el Bautista

Oración a Juan el Bautista
5 (100%) 5 vote[s]

San Juan Bautista, santo y famoso profeta de Dios, enviado para anunciar la llegada del Mesías y preparar a los siervos para seguir su camino por medio del bautismo.

juan-bautista

Juan fue el hijo de San Zacarías y Santa Isabel. El ángel Gabriel anunció a Zacarías que su esposa Isabel tendría un hijo al que llamarían Juan, el cual sería un profeta importante. Un hecho increíble considerando que Zacarías e Isabel ya eran de avanzada edad. Así fue la concepción de Juan.

Juan el Bautista fue el siervo de Dios quien anunció al pueblo de Israel que el Mesías estaba a punto de llegar y que debían convertirse a Dios y abandonar sus pecados. Juan predicaba en el desierto, a él acudían numerosas personas de toda Judea.

Durante su juventud se dedico a la penitencia y a la oración, comenzando su labor a la edad de 27 años, con este trabajo logró que muchos fieles se arrepintieran de sus pecados y fueran bautizados en el río Jordán.

La vida de Juan el Bautista era muy sencilla; sus ropas humildes eran de piel de camello, comía langostas y miel, lo que Dios pusiera a su alcance. Juan enseñaba lo que agradaba a Dios, ser generoso con los necesitados, cumplir los mandamientos, amar a Dios y creer en él.  Juan era la voz del desierto que conducía a las personas a Dios.

Muchos pensaban que él era el Mesías, pero él les contestaba que preparaba el camino para uno más poderoso que él. Un día se presentó Jesús ante Juan para ser bautizado, Juan lo roció con las aguas del Jordán y el Espíritu Santo descendió sobre él.

Juan el bautista era bondadoso con quienes se arrepentían de corazón, pero era duro y fuerte con los pecadores. El denunció la unión pecadora de Herodes Antipas y Herodías la mujer de su hermano, lo cual despertó gran odio en Herodías, quien utilizando a su hija Salomé, convenció a Herodes que mandara a ejecutar a Juan decapitado.

Juan el bautista inició el camino al Señor Jesús, enseñó el arrepentimiento, el perdón e inició el bautismo.

En la religión Yoruba, San Juan Bautista es relacionado con oggun, quien es el orisha que simboliza la fuerza, el  trabajo y la fortaleza.

Oración a San Juan Bautista para pedir protección

Gloriosísimo San Juan Bautista, por el amor ardiente que tuviste al Niño Jesús y por la santísima dulzura que infundió en tu corazón con sus halagos; por aquellos privilegios que te concedió para hacer tantos milagros a favor de tus devotos, te suplico te dignes favorecerme en todas mis necesidades con tu eficaz patrocinio y en particular te ruego me alcances la gracia que te pido en este día.

¡Oh, glorioso San Juan Bautista, muévete a piedad de esta alma acongojada, que en ti puso sus esperanzas; líbrala, te ruego, de sus miserias. ¡Oh, santo de los milagros!, alivia la congoja de mi corazón, y haz que yo viva aquí como verdadero amante de mi Jesús para poder gozar de Él en el Cielo.

Amén.

Oración a San Juan Bautista

Sagrado precursor de Cristo, que santificado en el vientre de vuestra madre, fuiste la admiración del mundo en el ejercicio de las virtudes y en los privilegios con que te enriqueció Dios.

Ángel en la castidad, apóstol en el celo y predicación, y mártir en la constancia con que por reprender al incestuoso Herodes ofrecisteis la cabeza al cuchillo, y en las luces sobrenaturales de que te dotó el cielo, profeta del que llegó a decir el mismo Cristo: “Entre los nacidos de las mujeres ninguno mayor que Juan Bautista”; suplica al Señor que:

por tu penitencia me haga mortificado, por tu soledad, recogido, por tu silencio, callado, casto por tu virginidad,
espiritual por tu contemplación, e invencible a mis pasiones por la victoria que tu alcanzaste de tus enemigos, para que logre verte en la patria eterna.

Amén.

Oración a Juan el Bautista para abrir caminos

¡Gloria a ti, san Juan Bautista, mártir invencible!, ángel de pureza antes de tu nacimiento y el Profeta mas grande nacido de mujer; amigo especial y favorito de Cristo y predicador de la Verdad, precursor glorioso del Sol de Justicia, voz del Verbo Eterno, por tus virtudes y por los privilegios con que Dios te enriqueció, danos fuerza y valor para vencer todo temor y enemigo y danos sabiduría para alcanzar nuestras objetivos.
Oh, Glorioso San Juan Bautista, que durante toda tu vida con humildad y fidelidad cumpliste la voluntad del Padre Celestial, y como verdadero Precursor del Mesías poco a poco, con la sencillez del deber cumplido, fuiste desapareciendo para que Cristo Salvador inaugurara el Reino de Dios entre los hombres: ayúdanos a salir de problemas y adversas situaciones, aleja todo peligro y enemigo de nuestro lado, quita toda maldad, tropiezo y oscuridad en nuestra vida para que nuestros caminos se encuentren despejados y estén abiertos al amor, el trabajo y la salud que tanto ansiamos y necesitamos, haz que la suerte, la prosperidad y la fortuna nos favorezcan y la paz, la armonía y la felicidad nos acompañen en todo momento.
Protégenos, alivia nuestras cargas y ayúdanos a conseguir la tranquilidad, la ventura y el bienestar en nuestro hogar, en especial alcánzanos del Señor: (pedir el favor que se quiere conseguir).
Bendito san Juan el Bautista, purifícanos y convierte en gozo nuestras penas y desdichas, pide para nosotros al Señor misericordia y perdón, y que guie nuestros pasos por el camino de la paz, para que un día podamos cantar contigo en las Mansiones Celestiales las glorias y alabanzas de nuestro Creador.
Por nuestro señor Jesucristo.
Amén.

Oración a Juan el Bautista para peticiones urgentes

Bendito San Juan Bautista, que fuiste elegido para anunciar a los hombres la venida del reino de Cristo, guía nuestros pasos por las sendas de la justicia y la paz, y alcánzanos del Señor su misericordia y perdón.

Gloriosísimo San Juan Bautista, precursor de mi Señor Jesucristo, lucero hermoso del mejor sol, trompeta del Cielo,
voz del verbo eterno,  consígueme del Señor su benevolencia y bendición.

Tú que eres el mayor de los santos y alférez del Rey de la Gloria,  que eres más hijo de la gracia que de la naturaleza,
y por todas las razones príncipe poderosísimo en el Cielo,  consígueme del Señor su clemencia y protección.

Glorioso San Juan Bautista, hoy en mi desespero te ruego que me ayudes en estos duros momentos, necesito tu valioso auxilio para solucionar mis penas y miserias, media ante el Señor para que me conceda: (decir lo que se necesita conseguir).

Te pido mártir invencible que no desoigas mis penas y por los privilegios con que te enriqueció Dios consigue que mi pedido sea concedido lo antes posible si fuere conveniente para mi salvación; y si no, una perfecta resignación,
con abundante gracia, que haciéndome amigo de Dios, me asegure las felicidades eternas de la Gloria.

Amén.

Rezar El Credo, tres Padrenuestros, tres Avemarías y tres Glorias. Repetir la oración durante tres días consecutivos.

Oración a Juan el Bautista para el amor

Damos gloria a ti; San Juan Bautista tu que eres un mártir poderoso! un ángel lleno de luz y pureza incluso antes de tu nacimiento, en este día te pido que traigas y llenes mi vida con un amo, que sea fiel y muy sincero, que todo lo pueda, un amor que sea bendecido y siempre este protegido por la bondad y misericordia de Dios.

Dame un amor que nunca me falle ni de noche y mucho menos de día, que siempre comparta los buenos pensamientos cristianos y que además conozca lo que es la unidad en la familia, un amor verdadero de principio a fin que sea respetado y bondadoso.

Eres bendito San Juan Bautista, danos la purificación y haz que en nuestra vida solo haya gozo, que las penas y problemas se vayan para siempre, intercede por nosotros antes Dios y solo pide misericordia y perdón y por favor que siempre guié nuestros pasos por el camino sano de la paz para que así algún día podamos cantar contigo en la mansión celestial las glorias y las alabanzas a nuestro único creador y señor.

Amén.

Oración a Juan el Bautista para el amor (II)

Oh piadoso y grande eres San Juan Bautista, eres aurora brillante y resplandeciente, apacible te pido intercedas por mi ante Dios.

Tu que eres un trino misericordioso, que quien no encuentra auxilio en el nadie consigue contento, sol, estrellas y además el firmamento siempre bendigan a San Juan Bautista y siempre suenen sus alabanzas en uno y otro lado.

Que el cielo cante y la tierra a la voz del verbo que es eterno siempre alaben al ese gran profeta San Juan Bautista, al ángel de todos los desiertos, pues fue el quien nos anuncio al sol de Justicia y en el río Jordán lo bautizo y fue solo Dios quien le dio grandeza y le dio honores con muchos beneficios.

San Juan Bautista tu que eres un precursor divino, testigo y siervo fiel de nuestro señor Jesucristo, en quien Dios todopoderoso realizo mil maravillas para así manifestar la grandeza y el poder que tienes.

Oh poderoso santo e inminente cuya gloria es la que deslumbra, yo te ofrezco mi siempre devoción y mi sincero afecto y te pido que me concedas los deseos que te imploro hoy ( en este momento decir 7 deseos que quieres que te conceda).

Oh precioso, poderoso y gran profeta, grande ante el señor, y además eres el mayor que nació de entre la mujer, te imploro tu superior valimiento en esta ocasión que es muy especial, te pido que nos guardes de todo mal y siempre que abunde la bendición limpia y siempre abre todos nuestros caminos y protegenos siempre.

Que siempre alaben tu santo nombre el aire, la tierra, el fuego y el viento tu santo y venerado culto sea extendido por todo el mundo y que en esta noche que ya estén durmiendo, ya velando seas tu por siempre San Juan Bautista nuestro querido amigo y benefactor y que nunca nos falte tu ayuda tu regalo y además tu favor.

Gloria te damos Dios padre misericordioso, te damos tributo tu que eres unidad de Jesucristo hijo amado y con el divino amor siempre reina.

Amén.

Oración a Juan el Bautista para el dinero

Oh poderoso señor tu que resucitaste al tercer día y también a San Juan Bautista para que fuera el que prepara a Cristo nuestro redentor y único salvador, un pueblo dispuesto te pido me concedas lo que te pido por la intercesión en el día de tu festividad, dame el don de la alegría espiritual y se tu el guia en la voluntad de tus hijos por ese tu camino que solo da salvación y paz.

Te pido que en este día se aleje de nosotros la maldad y todo lo que nos pueda hacer daño, lo que nos daña física, mental y espiritualmente y que pueda ser purificado por el fuego que todo quede muy bien transformado en pureza, bondad, prosperidad, salud y mucho amor y así de esta manera comenzar de nuevo sin conseguir obstáculos ni nada que nos estorbe en nuestras vidas.

Tu San Juan Bautista, glorioso profeta, tu que fuiste elegido por la mano de Dios para que fueras el que anunciara a los hombres la pronta vendida de reino de los cielos, te pedimos con el corazón que limpies y purifiques y conviertas en gozo dicha y alegría todos nuestros problemas, dificultades y penurias que después de purificadas se conviertan en dones y además puedan abrirse todos los caminos en nuestras vidas, te lo pido por nuestro señor Jesucristo.

Amén.

Oración a San Juan Bautista para los niños

Oh poderoso y glorioso lleno de bondad San Juan Bautista, tu que eres el profeta que existe más grande entre los nacidos de una mujer, tu que fuiste santificado en el vientre de una mujer y siempre llevaste una vida inocente, tu escogiste por voluntad propia olvidarte de ti mismo y siempre fuiste dedicado a la practica de la austeridad y además de la penitencia.

Te pedimos santo y glorioso San Juan Bautista intercedas por nosotros antes Dios y nos ayudes a obtener la gracia de ser separados, por lo menos de nuestros corazones de los bienes terrenales para siempre con mansedumbre y alegría practicar siempre la sana y buena oración.

Oh mis mas celoso y buen apóstol San Juan Bautista que sin tener que ofrecer un solo milagro a los demás sino solo el hecho del ejemplo de tu vida de penitencia y el poder de la palabra, tu que preparaste a la multitud con el fin de prepararla para que recibieran al mesías y esa era su doctrina celestial.

Te pedimos que nosotros podamos por medio de una vida santa y transparente y además por medio del ejercicio de una buena y santa obra atraer muchas almas al reino de Dios sobre todo aquellas que se encuentran en total oscuridad y mucha ignorancia.

Oh mártir invencible, que por el santo honor de Dios y la salvación de todas a las almas siempre quisiste con firmeza soportar la impiedad que poseía Herodes incluso a costa de tu propia vida.

Tu que lo reprendiste abiertamente por su mala vida te pedimos San Juan Bautista que a través de tu intercesión podamos obtener un corazón valiente y además generoso con el fin de que podamos decir a vos populi nuestra fe en la obediencia a nuestro señor Jesucristo quien es nuestro gran maestro.

Te pedimos que sea tu guardando nuestros niños, protegiendoles, dándoles sabiduría y amor, que siempre caminen por tus sendas, que nunca tengan pie al resbaladero, se tu su guía nunca permitas que el mal los alcance, rodealos con tu aurora para que sean benditos. Ruega siempre por nosotros San Juan Bautista para siempre obtener la protección divina y todo nos salga bien y así seamos dignos de alcanzar las promesas de nuestro señor. Amén.

Oración Juan el Bautista para pedir un favor

Tu Glorioso y poderoso San Juan Bautista tu que fuiste fiel seguidor y precursor de mi señor Jesucristo; Cristo que fue hombre vivo y el cordero de Dios padre, eres un lucero radiante del mejor sol, eres una trompeta el cielo clamando en el desierto.

Eres esa voz del verbo que no tiene fin, eres el mayor de todos los santos y el más grande de su divina majestad del rey de la tierra y los cielos y toda su santa majestad y su gloria que es eterna.

Tu que eres el hijo de la gracia y además por todas estas razones muy poderoso en el cielo te pido me concedas el favor que te pido si es lo que necesito para mi salvación ( en este momento hacer la petición).

Si esta petición que hoy te hago no es favorable para mi salvación te imploro me concedas completa resignación que venga llena de abundante gracia, que haciéndome San Juan Bautista hijo de Dios me de la plena seguridad de tener felicidad eterna de mi destino en esa hermosa gloria de padre celestial.

Amén