Saltar al contenido

Oración a la Virgen de la Candelaria para pedir por la sanación de un enfermo

oracion a la virgen candelaria

Oración a la Virgen de la Candelaria para pedir por la sanación de un enfermo

Virgen de la Candelaria, Madre de quien curó enfermos y devolvió la vida a muchos, que grande es tu poder al lado de tu hijo, acaso podre de ti alcanzar la sanación, santísima Señora, te ruego por la salud y el bienestar de (nombre del enfermo por el cual se pide), ruego termine pronto su padecimiento, su cadena de sufrimientos y vuelva su salud como le fue devuelta muchos durante el paso de tu hijo por este mundo, se pronta oh Virgen de la Candelaria.

Socorre su frágil cuerpo, tú que estás en la plenitud de la eternidad donde ni la muerte ni la enfermedad tienen poder, Virgen de la Candelaria porque tanta tu bondad con nosotros Señora mía, acaso no vivimos nosotros en el pecado y en la perdición, pero tú no miras nuestra maldad, tú solo sabes amar, tu amor maternal te impide no socorrernos, Señora mía, dame pronto la gracia de ver sano sin señal de enfermedad al ser por el cual en esta oración a ti ruego.

Virgen de la Candelaria, que conoces todo el mal que nos pesa, conoces toda clase de enfermedad y dolor, concede salud, pureza y armonía a quien por ti ruego, mira que ese mismo cuerpo enfermo es obra perfecta del Creador, contemplemos como en la creación no hubo error alguno, la enfermedad y el sufrimiento solo son fruto de nuestro pecado, gracias Madre mía por tu sí al ángel, gracias por recibir el mensaje de Dios y surgir para nosotros como eterna madre, librandonos de todo mal y peligro, aliviando nuestro dolor y padecimiento, siendo el camino más corto que nos lleva al Padre.

Virgen de la Candelaria, soy un ser débil, lleno de limitaciones, cuál será mi privilegio de tenerte pero saber que no tengo ante tí mérito alguno, aun así me has escuchado, mi favor a tu hijo has llevado, la enfermedad por la que ruego no habrá de prosperar ni la salud deteriorar, gracias venerable Señora, gracias maternal suspiro de amor, gracias Virgen de la Candelaria. Amen.