Saltar al contenido

Oración a Santa Mónica por los hijos

Oracion a santa monica

Oración a Santa Mónica por los hijos

Obediente y venerada Santa Mónica, intercede por mis hijos, toma su integridad y mediante tu poder y santidad  guardalos en todo momento, haz presencia en cada una de las etapas de su vida, míralos desde su nacimiento y si es voluntad divina tenerlos largo tiempo en este mundo, no los abandones hasta que dure su existencia.

Santa Mónica, cuida en su niñez su inocencia y su pureza, guía sus pasos a la siguiente etapa de sus vidas y en su juventud no los desampares, mira a cuantos riesgos y peligros están sometidos en este mundo que no tiene compasión con nadie, guardarlos de amistades que por su comportamiento no merecen estar a su lado ni compartir con ellos; acaso tú obediente y santa mujer que has ganado el premio eterno dejarás desamparados mis hijos si todos los días elevo a ti mis oraciones para que las lleves al Padre en el cielo.

Gloriosa Santa Mónica, Provee para ellos el conocimiento espiritual para que crean y amen a Dios como tú lo hiciste, para que soporten a quienes los rodean, sepan dar ejemplo y perdonar  y para que lleguen a ser bienaventurados en el cielo como tú lo estás hoy gracias a tu virtud, fidelidad y santidad en este mundo, quién más podría enseñar desde el amor sino tú humilde mujer de Dios que en tu paso por este mundo guardaste la palabra de Dios y la obedeciste.

Santa Mónica mira mis hijos la más bella obra del Creador, aunque no soy dueño de ellos, ni tampoco de sus vidas, se me ha encomendado la responsabilidad de guiar y cuidar de ellos hasta su madurez, como mi poder humano es limitado y mi sabiduría muy corta, a ti Santa Mónica llena de gracia, amor y compasión por el género humano ruego estés siempre a su lado como ángel guardián, como una madre que bajo ninguna circunstancia negaría protección a sus hijos que lleva en su corazón.

Santa Mónica, gracias porque en santidad no conoces desprecio por la oración humilde y con fe; te ruego le muestres el camino a mis hijos durante su paso por este mundo de la misma manera que Dios te lo mostro y te supo dar gracia para caminar santamente; haz de mis hijos personas honorables, generosos y útiles con el necesitado; quien proveerá a mis hijos sabiduría y humildad para caminar por este mundo sino tú Santa Mónica que en el cielo gozas de todos los favores.