Saltar al contenido

Oración a San Vicente de Paúl

Oración a San Vicente de Paúl
5 (100%) 4 votes

San Vicente es un santo de la iglesia católica que también recibió la palma del martirio, nacido en una región pequeña al suroeste de Francia, un día 24 de abril del año 1580 ó 1581, no se ha precisado con exactitud.

san-vicente-de-paul

Hoy en la actualidad, la región donde nació lleva por nombre Berceau de Saint Vincent de Paul, en ella se construyó una modesta casa de ladrillos y madera que asemeja al hogar donde nació San Vicente.

San Vicente provenía de una familia muy humilde y modesta, por lo que desde muy jovencito tuvo que encargarse de algún trabajo siendo entonces pastor de ovejas y cerdos. En los años de su juventud sintió el llamado al servicio del Señor y con tan solo 20 años se ordenó como sacerdote, para hacerse párroco y poder también colaborar con su familia, cargo que San Vicente de Paul cumplió durante 20 años.

Entre sus obras destaca el haber creado la primera Confraternidad de la Caridad, la cual estaba formada por mujeres de buena posición social a quienes aconsejaba ayudar a los enfermos, pobres y necesitados. Llego a ser también el superior de los conventos de París de la orden de la Visitación de Santa María, y apoyado por una familia para la que San Vicente de Paul trabajaba como capellán, logró establecer la Congregación de la Misión, como una organización dedicada a predicar la palabra de Dios entre los campesinos y trabajadores.

San Vicente de Paul fue el fundador de otras instituciones de servicio tales como las Hermanas de la Caridad, y la fundación del Hospital de París.

Luego de su intenso trabajo pastoral, San Vicente muere en el año 1660. Su canonización llego en 1737, y en el año 1885 es reconocido como patrón de las obras de caridad.

Oración a San Vicente de Paúl

¡Oh glorioso San Vicente, celeste Patrón de todas las asociaciones de caridad y padre de todos los desgraciados, que durante vuestra vida jamás abandonasteis a ninguno de cuantos acudieron a Vos! Mirad la multitud de males que pesan sobre nosotros, y venid en nuestra ayuda; alcanzad del Señor socorro a los pobres, alivio a los enfermos, consuelo a los afligidos, protección a los desamparados, caridad a los ricos, conversión a los pecadores, celo a los sacerdotes, paz a la Iglesia, tranquilidad a las naciones, y a todos la salvación.

Sí, experimenten todos los efectos de vuestra tierna compasión, y así, por vos socorridos en las miserias de esta vida, nos reunamos con vos en el cielo, donde no habrá ni tristeza, ni lágrimas, ni dolor, sino gozo, dicha, tranquilidad y beatitud eterna.

Amén.

Oración a San Vicente de Paúl(II)

Oh apóstol insigne de la caridad, glorioso san Vicente de Paul, que viviendo en el mundo os hicisteis a todo a todos, para ganarlos a Jesucristo, extendiendo vuestro celo por la salvación de los prójimos y remedio de sus necesidades a todas las clases de la sociedad y a toda especie de miserias; alcanzadme del divino Apóstol de nuestras almas, Cristo Jesús, un verdadero espíritu de caridad, animado del cual me entregue sin reserva a la práctica de las obras de misericordia, a fin de ser del número de aquellos de quienes está escrito: “Bienaventurados los misericordiosos, porque ellos alcanzarán misericoridia”. Así sea.

Oración a San Vicente de Paul para pedir el bien común

Oh poderoso y glorioso San Vicente de Paúl, tu que eres el celeste patrón de todas y cada una de las asociaciones de caridad y además eres el padre bueno de todos los desgraciados, a quienes durante tu estancia en esta tierra nunca los abandonaste, te pedimos que mires la gran maldad que esta detrás de nosotros, ven ayúdanos, socórrenos, te pedimos que intercedas por nosotros y nos de tu protección y ayuda.

San Vicente de Paúl ayuda a los que están enfermos, da el consuelo que necesitan los que se encuentran afligidos, dale protección para los que en este momento están desamparados, concede caridad a los ricos, que los pecadores puedan convertirse, dale celo a los sacerdotes, mucha paz a la iglesia, dale tranquilidad a todas las naciones y otorga a todos la salvación.

Te pedimos que todos puedan experimentar ese efecto de la ternura en sus corazones como tu lo hiciste San Vicente de Paúl, y así por tu buena intercesión podamos nosotros gozar de la eterna gloria que nos tiene prometido nuestro señor Jesucristo, en ese sitio donde no habrá tristeza, ni decepción, mucho menos dolor ni desesperanza, solo gozo, mucha paz y tranquilidad por siempre.

Amén.

Oración milagrosa a San Vicente de Paúl

Noble San Vicente de Paúl, amado servidor de los pobres, que sigamos tu ejemplo y hagamos buenas obras entre aquellos a los que la sociedad ha abandonado, esclavizado u olvidado.

Inspíranos a alimentar a los hambrientos, para amar a un niño, para proporcionar consuelo y medicina a los enfermos, para vestir a aquellos cuyos vestidos están desgastados, y ofrecer esperanza y las palabras de nuestro Señor a todos los que necesitan un respiro.

Ruega por nosotros a nuestro amado Dios para que nos comprometamos desinteresadamente a hacer los mismos actos de caridad que hiciste toda tu vida, e intercede ante él para que podamos tener el favor de su guía y fuerza y amor sobre esta importante y significativa obra. Amén.

Oración a San Vicente de Paúl por la familia

Señor Jesús, que amaste a los pobres, danos ojos y un corazón dirigido a los pobres; ayúdanos a reconocerte en ellos, en su sed, su hambre, su soledad y su lucha. Encender en nuestra Familia el coraje, la unidad, la sencillez, la humildad, la gracia y el fuego del amor que ardía en San Vicente de Paúl, Santa Luisa de Marillac, la Beata Rosalía Rendu, el Beato Federico Ozanam y el Padre Gerald Ward.

Fortalécenos para que, fieles a la práctica de estas virtudes, podamos contemplarte y servirte en la persona de los pobres, y podamos algún día unirnos a ti en tu Reino.

Amén.

Oración a San Vicente de Paúl para los más necesitados

Abre mis ojos para que pueda ver las necesidades más profundas de hombres, mujeres y niños. Mueve mis manos para que puedan alimentar a los hambrientos; toca mi corazón para que pueda traer calor a los desesperados; enséñame la generosidad que da la bienvenida a los extraños; permítanme compartir mis posesiones con personas necesitadas; dame el cuidado que fortalece a los enfermos.

Ayúdame a compartir la búsqueda para liberar a los prisioneros; compartiendo nuestras ansiedades y nuestro amor, nuestra pobreza y nuestra prosperidad; participamos de tu presencia divina.

Amén.

Oración a San Vicente de Paúl para las personas sin hogar

Oh Dios, tú eres un Dios de justicia, la misericordia y la compasión nos apoyan tus sirvientes de los pobres, mientras nos esforzamos por traer tu amor y compasión a la gente que no tiene hogar y que necesita tu amor. Ayúdales a conseguir un hogar digno, para que puedan vivir bien.

Oramos para que te veamos a ti, nuestro Dios amoroso en cada uno de los sin techo. Para que estas personas puedan encontrar en ti un aliento. Que hagamos todo lo que esté en nuestras manos para apoyar a cada persona para que alcance su potencial, para que experimenten la plenitud de la vida.

Pedimos esta oración por Jesucristo Nuestro Señor Amén.

Oración a San Vicente de Paúl por todos los trabajadores

Te pedimos, Señor, que camines con nosotros este día en amor. Te agradecemos por las muchas alegrías y bendiciones en nuestras vidas, especialmente nuestras familias y amigos.

Ayúdanos a ser amables y considerados con todos los que nos encontremos y que seamos útil y amable con todos los que trabajan y se esfuerzan en llevar el pan a sus hogares. Oramos por todos los trabajadores sin descaso y necesitan de tu amor hoy.

Amén

Oración a San Vicente de Paúl para casos desesperados

Dios Todopoderoso, quien llamó a tu siervo Vicente de Paúl para servirte en la persona de los necesitados: concédenos que, siguiendo su ejemplo, que cumplas tus mandamientos defendiendo y apoyando a los pobres, y amándote con todo nuestro corazón, por Jesucristo nuestro Señor, que vive y reina contigo y con el Espíritu Santo, un solo Dios, por los siglos de los siglos.

Amén.

Oración a San Vicente de Paúl, por los pobres

Querido santo, la mera mención de tu nombre sugiere una letanía de tus virtudes: humildad, celo, misericordia, abnegación. También recuerda sus muchas fundaciones: Obras de Misericordia, Congregaciones, Sociedades. Y la Iglesia recuerda con gratitud su promoción del sacerdocio.

Inspirar a todos los trabajadores de caridad, especialmente aquellos que ministran a los pobres tanto a los pobres espirituales como a los materiales.

Amén.

Oración poderosa a San Vicente de Paúl

Santo Dios, San Vicente te sirvió como diácono permanente y te entregó toda su vida y su alma, hasta el punto de convertirse en mártir.

Yo elevo a Ti a los diáconos de la Iglesia y todos aquellos que están siendo llamados por Dios a ser diáconos. Guíelos mientras disciernen cómo servir al Cuerpo de Cristo.

Prevenir las atracciones del mundo y la actividad de los trabajos seculares de interferir con sus vocaciones.

Enséñales a crecer en humildad. Ayudar a sus familias a aprender de sus ejemplos y apoyar sus diaconados con confianza y alegría. San Vicente, ruega por nosotros.

Amén.

Oración a San Vicente de Paúl para pedir protección

Dios Padre nuestro, has dado a Vicente de Paúl el valor y la santidad de un apóstol para el bienestar de los pobres y la formación del clero. Ayúdanos a ser celosos en la continuación de su obra.

Por medio de nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo, un solo Dios, por los siglos de los siglos.

Amén.