Saltar al contenido

Oración a San Tito Brandsma

San Tito Brandsma

San Tito Brandsma

San Tito Brandsma es un santo de la iglesia católica quien vivió durante el siglo XX, perteneció a la orden de Carmelo, fue un gran estudioso, profesor y trabajador incansable por la caridad y el servicio a los necesitados. Fue capturado y asesinado por el régimen Nazi.

Tito Brandsma nació el 23 de febrero de 1881 en el pequeño pueblo de Bolsward de Holanda, sus padres fueron Tito y Postma, siendo Tito el quinto de seis hermanos. Su familia era de fieles creyentes católicos, que educaron a Tito en los valores cristianos y desde muy joven él mostró una inteligencia y un gran corazón para servir al prójimo.

Cuando tenía 17 años, el joven Tito ya había decidido que quería ser religioso, fue conquistado por el espíritu de servicio de la Orden de Carmelo, donde ingresó y profesó sus votos religiosos el 3 de octubre del año 1899.

También fue un estudiante destacado, primero en Holanda, y luego viajó a Roma para cursar un Doctorado en Filosofía. A su regreso a su país comenzó con varios trabajos apostólicos, escribió varios libros y artículos, daba aulas de religión y catecismo, organizaba congresos para los movimientos de las iglesia, además de administrar todos los sacramentos. El P. Tito era admirado por su dedicación, era un religioso de profunda fe y oración constante.

Fue uno de los fundadores de la Universidad Católica de Nimega, donde también fue uno de los más brillantes profesores. Rápidamente, por sus trabajos escritos se convirtió en una de las personas más famosas de Holanda.

No obstante, el P. Tito fue capturado el 19 de enero de 1942 por el grupo “SS” de los nazistas, y llevado al campo de concentración de Dachau. Pasó 6 meses de calvario, en los que siempre intentaba ayudar a los otros prisioneros predicando mensajes de amor y esperanza. El domingo 26 de julio de 1942 recibió la inyección letal. El P. Tito Brandsma fue beatificado por el Papa Juan Pablo II el 03 de noviembre de 1985 y canonizado el 15 de Mayo de 2022 por el Papa Francisco.

Oración a San Tito Brandsma