Saltar al contenido

Oración a San Petronio

San Petronio fue un sacerdote y obispo de la Iglesia Católica de origen boloñés, quien vivió durante el siglo V, es considerado el patrón de Bolonia, y fue canonizado en el año 1234 por el papa Gregorio IX.

Se tienen pocas informaciones sobre los primeros años de vida de este santo y su decisión de llevar un camino sacerdotal; sin embargo, se sabe que san Petronio provenía de una familia romana de clase social importante, su padre, quien tenía el mismo nombre, desempeñaba un puesto administrativo en Galia, y que probablemente por algún tiempo, san Petronio también habría tenido alguna función como administrador.

Aproximadamente en el año 432, san Petronio es designado para ser obispo de Bolonia, una ciudad al norte de Italia, y como uno de sus primeros trabajos pastorales, ordenó la construcción de una iglesia dedicada a la memoria de San Esteban, con un estilo arquitectónico que seguía el modelo de los santuarios del Gólgota y del Santo Sepulcro de Jerusalén.

Otra tarea que se atribuye a san Petronio es la redacción de una obra que trataba  de la vida de los monjes egipcios, aunque se presumen que el autor principal de este texto fue Rufino de Aquileia.

Así mismo se dice que san Petronio escribió algunos sermones importantes, y posiblemente es el autor de otros tantos cantos y oraciones. Era un hombre culto y de amplio conocimiento en las ciencias seculares.

La mayoría de los relatos apuntan a que san Petronio falleció en el año 450 aproximadamente, bajo los mandatos de los emperadores Teodosio II y Valentiniano III. En torno al personaje de este santo comenzaron a atribuirse milagros y diversos sucesos  que llevaron a un culto local, se construyó una iglesia en su nombre que sería la Basílica de San Petronio en Bolonia en 1390.

San Petronio es representado con los atributos episcopales y una ciudad en su mano que es Bolonia.