Saltar al contenido

Oración a San Otón Mártir

oracion a san-berardo-de-calvi

En la historia de los santos de la iglesia católica existen varios religiosos con el nombre de Otón, que por su trabajo y servicio en pro de la fe cristiana, así como por hechos fantásticos relacionados con su vida, han sido merecedores del título de santos.

El 16 de enero, se celebra la fiesta litúrgica de conmemoración de uno de estos personajes, San Otón mártir. Este sacerdote franciscano, perteneciente a la Orden de los Hermanos Menores vivió durante el siglo XIII. Su historia se desarrolla en paralelo, junto a la de otros hermanos franciscanos, Berardo, Pedro, Adyuto, y Acursio.

Todos estos presbíteros y religiosos, acudieron al llamado del gran san Francisco de Asis, para emprender la misión de evangelizar los pueblos árabes vecinos a Roma. Otón partió con el grupo de los demás frailes a Sevilla, dominada por los árabes, donde fueron despreciados, encarcelados, maltratados, y enviados al exilio, hacia la región de Marrakech, actual Marruecos. Llegando a dichas tierras árabes, Otón, Berardo, Pedro, Adjuto y Acursio escaparon de su prisión para mezclarse en las calles y continuar predicando, pese a las advertencias y amenazas que existían en su contra.

Movidos por la fe continuaron la misión evangelizadora, sin éxito en el momento, pero logrando demostrar su espíritu de servicio a Cristo hasta la muerte. San Otón y los demás religiosos, fueron capturados y decapitados en 1220. Estos frailes franciscanos fueron canonizados por el papa Sixto IV en 1481, y hoy en día son patronos del vicariato apostólico de Rabat.